+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico del Azulejo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

CONSTRUCCIÓN

Cerca de la mitad de las viviendas no son accesibles

La cocina y el baño son las estancias en las que más hay que incidir para favorecer la accesibilidad a la hora de cocinar o ducharse

 

Cerca de la mitad de las viviendas no son accesibles - EL PERIÓDICO DEL AZULEJO

21/07/2017

Cuando pensamos en accesibilidad en los hogares solemos relacionarla con el acceso para personas con algún problema de movilidad. Sin embargo, la realidad es otra y va mucho más allá porque afecta a todos, máxime ante el envejecimiento creciente de la población.

La accesibilidad permite a todos utilizar todos sus espacios y componentes, con independencia de las posibles limitaciones funcionales que puedan tener, según Cuida Tu Casa, la iniciativa de la industria y el comercio especializado en la reforma para mejorar el confort y el bienestar en el hogar. Y precisamente, la accesibilidad no está presente en todos los hogares españoles. Es más, en casi la mitad de ellos no se da una accesibilidad plena.

Estos datos, extraídos del estudio ‘Quiero Vivir Mejor’ de Cuida Tu Casa, ponen de manifiesto que el 18% de las viviendas tienen deficiencias notables en este apartado, mientras que cerca del 30% considera su accesibilidad aceptable, pero no completa. Es decir, muchas personas conviven con problemas para moverse con comodidad, bien sea por una inadecuada distribución del espacio o por falta del mismo. Son esas variables las que deben conjugarse en perfecto equilibrio para que la vivienda sea accesible y cómoda.

Un hogar funcional facilita la vida en muchos aspectos –tanto físicos como psíquicos-, por lo que cuando se realiza una reforma en casa, más allá de que quede bonita y se reparen los elementos estropeados, tiene que favorecer la accesibilidad de la familia al completo. Por ello, Cuida Tu Casa ha elaborado una pequeña guía con consejos para conseguir la plena funcionalidad a través de una reforma.

Las claves de un hogar accesible:

1. Apto para los más altos: la altura libre de los techos debe ser de 2,50 metros en todas las estancias y dormitorios

2. Pasillos anchos: si el espacio lo permite, la anchura de los pasillos se debe ampliar al menos a 90 centímetros.

3. Sin olvidar las puertas: la puerta de acceso a la vivienda debe tener un hueco libre como mínimo 80 centímetros de anchura y 2 metros de altura. Por su parte, las puertas de paso interiores deben tener un hueco libre de 70 centímetros de anchura y 2 metros de altura.

LA COCINA Y EL BAÑO

Por su parte, la cocina y el baño tienen sus propias directrices, ya que son estancias que se utilizancon mucha frecuencia y en las que realizamos tareas que requieren mayor accesibilidad y espacio. Esto explica que sean las habitaciones que se reforman con más asiduidad, con una media de 20 años.

Por ejemplo, en la cocina es importante que la altura de la encimera sea de unos 85 centímetros, mientras que el espacio libre bajo el fregadero y la cocina debe contar con un mínimo de 70 centímetros de altura, 80 centímetros de anchura y 60 centímetros de profundidad. Además, para que el mobiliario pueda estar al alcance de todos –incluso si está en silla de ruedas-, debe tener una altura máxima de 1,40 metros (1,20 metros si tiene fondo de armario) y una altura mínima de medio metro.

No obstante, la opción más versátil es la disposición de encimeras y mobiliario ajustables en altura, ya que pueden adaptarse a diferentes personas. Para permitir un mayor acercamiento a los objetos almacenados, Cuida Tu Casa recomienda que las cajoneras y otros elementos sean de almacenamiento móvil. Igualmente, también puede ser útil disponer de muebles bajos con ruedas.

En cuanto al baño, las puertas, mejor abatibles hacia el exterior que correderas. Mientras que el lavabo debe tener un espacio libre inferior de, como mínimo, 70 centímetros de altura y 50 de profundidad. Es conveniente que el inodoro tenga un espacio de transferencia lateral de anchura de 80 centímetros a un lado, mientras que la altura del asiento debe estar entre 45 y 50 centímetros. Además, es preferible colocar plato de ducha en lugar de bañera para facilitar el acceso. Por su parte, la grifería, mejor si es automática dotada con un sistema de detección de presencia manual, con el que no solo ganas confort, sino también ahorro.

Acerca de los datos: Estos datos se extraen de la encuesta ‘Quiero Vivir Mejor’ que Cuida Tu Casa ha abierto en su página web para que los particulares valoren con continuidad la calidad de su vivienda en términos de ahorro energético, accesibilidad o aislamiento acústico, entre otros parámetros. 

Cuida tu Casa es la iniciativa de la industria y el comercio especializado en la reforma para mejorar el confort y el bienestar en el hogar, puesta en marcha por la Asociación Nacional de Distribuidores de Cerámica y Materiales de Construcción (Andimac). El objetivo es que todas las soluciones constructivas contribuyan a mejorar la calidad de vida de las personas en sus casas a través de un asesoramiento profesional, personalizado y eficaz.

Temas relacionados
 
Nº 217 - Septiembre de 2018
Edición en PDF de El Periódico del Azulejo

Consulta cuando quieras la edición en Papel desde el lector de PDFs.

Pulsa aquí

 
 
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico del Azulejo

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla